Cómo vestirte para la primera cita
La primera cita es uno de esos acontecimientos en los que te pasas horas frente a tu armario pensando en qué vas a ponerte, cómo actuarás, a dónde iréis y un montón de dudas más que te surgirán al tiempo que empiezas a ponerte nerviosa. En lo que a tu look se refiere, te daré unos cuantos consejos para que sepas qué ponerte para una cita, aunque también es muy importante que dejes los nervios en casa y que mantengas la calma. Toma nota:

– Lo primero es que, elijas lo que elijas, vayas cómoda. De nada te vale ir monísima si vas a pasarte todo el rato pendiente de una prenda con la que no estás a gusto. Para empezar a hacer la selección saca de tu armario prendas que sabes que son cómodas, al igual que el calzado, ya que unos zapatos incómodos pueden arruinarte la cita.

– Procura que los colores sean discretos y deja los neones y flúor para citas con amigas o con gente con la que tienes más confianza. Si utilizas estos colores con una persona que apenas conoces puede llevarse una impresión equivocada de ti, así que opta por los colores neutros para dar una sensación de tranquilidad que transmita calma a quien te acompaña.

– Analiza también la imagen que quieres dar de tí misma. Puedes optar por ser una chica sexy con algún escote pronunciado y un vestido precioso, o puedes decantarte por llevar un estilo más discreto para no mostrar todas tus cartas en la primera cita. Lo ideal es que te pongas algo intermedio entre un cuello alto y un escote tan amplio que no deje lugar a la imaginación.

– Dependiendo de la hora de la cita y de lo que vayáis a hacer puedes optar por pantalón, falda o vestido. Si es una cita nocturna con cena y copas estarás muy bien con un vestido o una falda, pero si es una cita de día también te quedará muy bien un pantalón. Si es una cita original para realizar cualquier actividad no te cortes en ponerte un chandal si la ocasión lo requiere.

– En cuanto a los complementos, ponte los justos, uno o dos, pero no en gran cantidad ya que parecerías un mercadillo ambulante.