Faldas midi para el otoño
Todos los diseñadores siguen presentando sus colecciones para el próximo otoño-invierno y ya nos están poniendo sobre aviso en lo que a la prenda estrella se refiere. Se trata de las faldas midi, una prenda que no le convence a muchas mujeres pero que al final todas pasaremos por el aro y tendremos alguna en nuestro fondo de armario de cara a la próxima temporada. Y es que tiene que gustarte el estilo retro total, porque se remontan a la época de los años sesenta y tampoco es que sean para todas, aunque si encuentras el look adecuado te pueden quedar genial.

Las faldas midi son de corte amplio y con vuelo, se extienden hasta debajo de las rodillas pero un poco más arriba de los tobillos. Por ejemplo, si tienes baja estatura no te las recomiendo en absoluto, no sólo te harán mas baja sino que además el efecto visual es que te aportara unos kilitos más, ahora si lo único que te importa es estar a la última, adelante. Puedes hacerte con una de estas faldas por ejemplo del diseñador de Louis Vuitton, las hay estampadas, escocesas rayadas y de variadas texturas, se llevan con cinto estrecho, con una blusa por dentro y combinadas con una blazer.

Con este tipo de prendas está permitido mezclar estampados, y si el vuelo no te hace gracia, puedes optar por la tendencia recta también de largo a media pierna. También un look al mejor estilo Tommy Hilfiger que las combina con chaleco y cinto por encima marcando bien la cintura, una clave de lo que será la próxima temporada, donde todo lo que te pongas y destaque tu afinada cintura estará muy de moda.

Las faldas midi se llevan con botas acordonadas, zapatos de tacón con calcetines. Otro que apuesta por las midi es Marc Jacobs, pero si quieres conseguirlas en las tiendas más habituales, puedes encontrarlas en Zara y Mango. No podemos decir que sea una moda muy sexy que digamos, frente a las mini faldas o mini vestidos estas no tienen nada de insinuantes o sugerentes, pero ya sabemos que sobre gustos no hay nada escrito. Y por supuesto todo depende de para qué te la vayas a poner.