Estilo ibicenco
Llega el veranito y comienza la moda de las fiestas en la playa, todas ellas marcadas por un estilo muy especial: el estilo ibicenco. En todas partes se oye hablar de él en cuanto llegan los meses de calor, y es que, al menos para mi gusto, nada mejor que una fiesta ibicenca en cualquier playa o cala. En primer lugar, el nombre, aunque ya lo sabrás, proviene de la isla de Ibiza, y es que es un estilo muy marcado en esa isla de las Baleares y que le ha dado tal fama que en todo el país es conocido.

El estilo ibicenco se define de una manera muy simple y rápida: vístete de blanco. Aparentemente sencillo, no sirve con ponerse un vestido blanco o unas bermudas y ya está. Tienes que darle al look tu propio toque, lo que le convierte, a mi juicio, en uno de los mejores estilos para verano, ya que aunque vayas a una fiesta ibicenca y haya cientos de personas, cada una tendrá su propio estilo que definirá su personalidad.

Uno de los looks que más me gustan es ponerme un vestido blanco con unas sandalias romanas, así de sencillo, y si el vestido tiene algún bordadito o encaje mucho mejor. Eso sí, los accesorios no pueden faltar: pulseras, colgantes, collares, pendientes largos… a mí particularmente me encanta llevar un collar de cuentas en bambú o algún material similar, aunque también dependiendo de a dónde vaya a ir, ya que no es lo mismo ir a una fiesta en la playa que a una boda.

Si te han invitado a una boda ibicenca, busca un buen vestido blanco que se vea elegante aunque que sea de lino o algún tejido similar, no vayas a ir de raso o satén. El calzado en este caso pueden ser unas sandalias con algo de cuña o plataforma. Para el pelo, lo mejor es llevarlo suelto y complementarlo con alguna flor o corona en el pelo. Estarás ideal.