Consigue un look de ejecutiva
Para muchas mujeres, especialmente las que tienen algún puesto destacado en una empresa, verse bien no solo es cuestión de coquetería, sino de favorecer a su desarrollo laboral. Nada mejor que acudir a una importante reunión bien vestida o para una cena de trabajo. El estilo ejecutivo tiene mucho éxito en este tipo de mujeres ya que la buena presencia física es algo indispensable en sus trabajos. Sin embargo, muchas veces resulta complicado decidir la combinación perfecta… así que toma nota de estos consejitos para que lleves un estilo de ejecutiva impecable:

– El secreto está en tener las prendas básicas y una guía mental de cómo combinarlas para no repetir el conjunto. Lo ideal es que no mezcles la ropa de fin de semana con la ropa para el trabajo, ya que corres el riesgo de ir a la oficina y a una fiesta un sábado noche con la misma ropa. La ropa de la oficina a un lado del armario y la de la calle a otro.

– Las prendas que deben ser exclusivas para la oficina son, por ejemplo, una falda negra y gris en tubo y en A; pantalones negros, marrones y grises; un par de blusas blancas; entre dos y tres tops; una cardigan y un par de vestidos. En época veraniega añade un par de falditas por la rodilla en gris y en azul.

– No olvides que para ir a la oficina hay reglas básicas como no ponerte prendas que sean muy ajustadas, no llevar demasiado escote ni dejar que se vea el sostén ni las tiras del mismo, no llevar transparencias y tampoco utilizar blusas que se abran a la altura del pecho.

– Prueba a llevar una falda mostaza, un top blanco y una chaqueta marrón. Forman una combinación tan sobria como increíble, incluso en estas fechas.

– Los vestidos envolventes son muy elegantes y bastante joviales. Te quedarán genial si tienes bastante pecho o estás un poquito rellenita.

– Las blusas rojas, corales, azules o de cualquier otro color pueden ser usadas pero sin llegar a ser muy llamativas (de preferencia en color entero). En los meses de verano apuesta por tonos pastel aunque sin quedar muy sobrecargada.

– No te olvides de accesorios como pulseras, collares, correas en diferentes tonos y texturas (animal print) y pañuelos siempre ayudan con el look.